<--

Lección 6 El Fruto del Espíritu es Benignidad

(2 Samuel 9, Mateo 5 & 11)

Copr. 2007, Bruce N. Cameron, J.D. Todas las referencias de las escrituras son de la Nueva Versión Internacional. (NVI), copr. 1973, 1978, 1984 Sociedad Bíblica Internacional, al menos que se mencione de otra manera. Las citas de la NVI son usadas con autorización de Publicadores de la Biblia Zondervan. Las respuestas sugeridas se encuentran entre paréntesis. Si usted normalmente recibe esta lección por e-mail, pero se ha perdido una semana, puede encontrarla haciendo clic en el siguiente link: Ore para que el Espíritu Santo guíe su mente mientras estudia.

 

Introducción: Gálatas 5:22 nos dice que otro fruto del Espíritu es la benignidad. ¿Cuánto aprecias este don cuando la gente es benigna contigo? En los momentos duros de la vida, noto y aprecio a la gente bondadosa. Si continúas leyendo la lista de frutos del Espíritu de Gálatas, llegas a Gálatas 6:7. Ese versículo nos dice que cosechamos lo que sembramos. La pregunta es, ¿cómo nos volvemos benévolos? ¡Introduzcámonos en nuestro estudio de la Biblia y aprendamos más sobre el don de la benignidad de Dios! Siendo bondadosos con otros, cultivamos la bondad hacia nosotros.

 


I.     Bondad Merecida

 

A.     Lee 2 Samuel 9:1. ¿Cuál es la motivación de David para mostrar bondad? (Lee 1 Samuel 20:12-15. Jonatán protege a David del padre de Jonatán, el rey. Jonatán se da cuenta que David eventualmente será rey (y en cambio él no lo será) y así él le pide a David que muestre bondad con su familia. David está recordando su acuerdo).

 

1.     Lee 1 Samuel 20:16-17. ¿Qué había en el fondo de esta preocupación por David? (Dice que Jonatán amaba a David como a sí mismo. Esta es una actitud que Jesús requiere de nosotros. Mateo 22:39.)

 

A.     Lee 2 Samuel 9:2-3. ¿Qué clase de poder e influencia posee este hijo de Jonatán? (Ninguno. El no tenía poder físico ni influencias políticas. Es más, parece haber sido olvidado.)

 

A.     David envió por este hijo, cuyo nombre es Mefiboset. Lee 2 Samuel 9:6-8. ¿Tenía Mefiboset miedo de David? Si es así, ¿por qué? (Su abuelo fue el rey Saúl. David podía haber pensado importante matar a todos los descendientes de Saúl así ninguno podría reclamar el trono.)

 

1.     ¿Cuál es tu respuesta a la pregunta de Mefiboset sobre notar a un perro muerto? (Era a causa del amor de Jonatán. Jonatán, de paso, había sido asesinado en batalla largo tiempo antes de esto.)

 

A.     David muestra bondad por el hijo de un hombre muerto. David no tiene nada que ganar por su bondad, y, si, en cambio, mucho que perder (lee 2 Samuel 16:3-4). ¿Qué lecciones podemos aprender sobre la bondad de esta historia? (Comenzó con Jonatán mostrando amor sin egoísmo hacia David. Nuestro primer paso en mostrar y recibir bondad es demostrar amor sin egoísmo hacia los demás.)

 

I.     Benevolencia No Merecida

 

A.     Lee Mateo 5:43-48. ¿Cómo encaja la historia de David y Mefiboset en esta enseñanza de Jesús? (No encaja muy bien. David no esperaba nada de Mefiboset, pero la bondad de David reflejaba la bondad de Jonatán.)

 

1.     ¿Qué nos está enseñando Jesús sobre el amor (y la benignidad) en este texto? (David estaba haciendo lo que nosotros podíamos esperar. Jesús nos está enseñando a hacer más de lo que se espera. ser bondadoso con aquellos que no son bondadosos contigo.)

 

1.     ¿Se aplica esta enseñanza a tu matrimonio? (Si alguien que amo me insulta, mi inclinación natural es responder de la misma manera. Creo que “malhumorado” es la mejor descripción. Jesús dice no abandonen, sino “amen” a aquellos que los lastimen.)

 

a.     ¿Es fácil esto? (Nota que Jesús dice que el objetivo es la perfección: “sean perfectos… como su Padre que está en los cielos es perfecto.” Perfecto está muy lejos de ser fácil.)

 

A.     ¿Qué hemos aprendido hasta aquí sobre la benignidad? (Que necesitamos mostrar benevolencia hacia todos. Mostrar benevolencia debería traer como consecuencia que esta bondad retorne a nosotros y nuestra familia.)

 

I.     Humildad y Bondad

 

A.     ¿Puedes recordar alguna época en la que deliberadamente te has rehusado a ser benévolo con alguien?

 

1.     Si es así, toma un momento y trata de entender por qué

 

A.     Lee Mateo 11:28-30. Estudiamos este texto la semana pasada, pero quiero volver a él. ¿Crees que ser es algo parecido a ser benévolo?

 

1.     ¿Crees que la humildad está relacionada con ser benévolo?

 

1.     Si no es así, regresa al tiempo en el que deliberadamente rehusabas ser ben con alguien. ¿Era porque estabas enojado o infeliz con esa persona? ¿Era porque pensabas que ayudar a esa persona te ponía en una posición “más baja” de lo que pensabas estabas tú?

 

1.     Si tu respuesta a cualquiera de estas preguntas es “si,” ¿Hubiera solucionado el problema la humildad (de tu parte)? (¡Si!)

 

a.     Por ejemplo, ¿cuántas veces estás enojado o infeliz porque alguien te ha humillado?

 

a.     Si fueras más humilde, ¿aún pensarías que estás “por encima” de otra persona?

 

A.     Puedes estar llegando a la conclusión de que la humildad es una de las claves para ser bondadoso. Ya que Jesús nos dice que aprendamos a ser “apacibles y humildes de corazón” (Mateo 11:29), ¿cómo aprenderías a ser humilde? ¡Después de todo, este es un rasgo de carácter de Jesús! (Una manera de ser humilde es ser humillado.)

 

1.     Repasemos nuestra discusión hasta ahora. David mostró benevolencia hacia el hijo de Jonatán porque el primero mostró benevolencia hacia David. Pero, Jesús nos enseña a mostrar benignidad para con todos – incluyendo para con aquellos que nos insultan. (Mateo 5:43-46).

 

a.     ¿Cuál es el beneficio de ser insultado? (Generalmente, cuando pienso en las veces en las que me sentí verdaderamente insultado, fue porque fui humillado. Ser humillado me enseña a ser humilde.)

 

a.     ¿Puedes ver ahora por qué Jesús nos dijo que aprendiéramos a ser apacibles y humildes? (¡Aprender a ser humilde es el camino a aprender a ser benigno!)

 

I.     Lenguas Amables

 

A.     Lee Proverbios 15:1 y Proverbios 25:15. La semana pasada estudiamos la paciencia, ahora estudiamos a ser amables. ¿Puedes tu quebrar huesos con tu lengua?

 

1.     ¿Qué sería una “lengua amable”? (Una que habla de manera amable.)

 

1.     En tu experiencia, ¿una lengua amable evita que una persona se enoje?

 

A.     En Mateo 12 encontramos que los líderes religiosos acusaban a Jesús de usar el poder de Satanás para realizar sus milagros. Lee Mateo 12:34 y Mateo 23: 33. ¿Ha olvidado Jesús el proverbio de la lengua amable? ¿Es esto lo que Jesús tenía en mente cuando dijo que “amaramos” a nuestros enemigos? “Hola, ¡víboras! ¡ardan en el infierno!”

 

Estas lecciones que escribo cada semana generan un número de e-mails. Algunos quieren saber por qué su lección a través de e-mail no llegó. (Respuesta, subscríbase otra vez.) Algunos escriben para agradecerme por la lección. Algunos tienen preguntas. Y, algunos envían bombas verbales. La semana pasada un hombre leyó una de mis lecciones sobre los principios de comprender las profecías bíblicas, y escribió para decirme que yo estaba mintiendo. Le respondí que el necesitaba estudiar más la Biblia y madurar. El respondió que yo era un burro. Claramente, yo estaba haciendo progresos. ¿Es “Hola Víboras” la respuesta correcta para nosotros?

 

1.     ¿De qué manera la idea de ser humilde encaja en la respuesta “Hola Víbora”?

 

A.     ¿Cuántas veces has usado palabras filosas, o una respuesta irónica y dura para mostrar que eres más inteligente que tu oponente?

 

1.     ¿Cómo encaja eso con la humildad? (“Estoy ayudando a la otra persona a ser humilde” ¡no es una respuesta aceptable!

 

A.     Cuando Jesús nos dice “aprendan de Mi” (Mateo 11:29) ¿significa eso que puedo hacer exactamente como Él dijo? (Lo que me preocupa es que Jesús conocía los corazones de las víboras, y yo no. Mientras aún estoy luchando con este tema, me parece a mí que es el orgullo lo que me motiva a hacer comentarios de “víbora” en vez de otra cosa. ¿Por qué no examinar los motivos para tus comentarios de “víbora”?)

 

A.     Amigo, ser amable es algo que podemos aprender a través del poder del Espíritu Santo. El camino de aprender la benignidad involucra amor y humildad. ¿Invitarás ahora mismo al Espíritu Santo a desarrollar amor, humildad y benignidad en tu corazón?

 

I.           La Semana Próxima: El Fruto del Espíritu es Bondad.