<--

 

Lección 5 El Fruto del Espíritu es paciencia.

(Éxodo 34, Romanos 15, Santiago 1)

   

Copr. 2007, Bruce N. Cameron, J.D. Todas las referencias de las escrituras son de la Nueva Versión Internacional. (NVI), copr. 1973, 1978, 1984 Sociedad Bíblica Internacional, al menos que se mencione de otra manera. Las citas de la NVI son usadas con autorización de Publicadores de la Biblia Zondervan. Las respuestas sugeridas se encuentran entre paréntesis. Si usted normalmente recibe esta lección por e-mail, pero se ha perdido una semana, puede encontrarla haciendo clic en el siguiente link: Ore para que el Espíritu Santo guíe su mente mientras estudia.

 

Introducción: Gálatas 5:22 nos dice que uno de los frutos del Espíritu es la paciencia. Tengo muchas cosas que hacer y no me gusta perder mi tiempo al menos que el objetivo de mi actividad sea “relajarme” y perder tiempo. ¿Y tú? ¿Ves sin sentido perder parte de tu tiempo como un don de Dios? ¿Qué tal si te dijera que “resignación” es otra forma de traducir la palabra paciencia? ¿Quieres estar sufriendo? Mientras estaba investigando más en lo que la Biblia realmente quería decir con la palabra “paciencia,” lo que encontré fueron textos sobre la resistencia. El Nuevo Diccionario de la Biblia define paciencia como “control frente a la oposición o la opresión.” Eso suena como una mezcla entre sufrimiento y resistencia, más que perder tiempo. ¡Introduzcámonos en nuestro estudio de la Biblia y aprendamos más sobre lo que Dios tiene en mente con el don de la paciencia!

 


I.     Dios y La Paciencia

 

A.     Lee Éxodo 34:5-7. ¿Ser “lento para la ira” es una forma de paciencia? (La Biblia Interlinear revela que las palabras Hebreas significan “resignación.” De esta manera, lo que Dios está diciendo sobre sí mismo es mucho más parecido a “la paciencia” descripta como un fruto del Espíritu en Gálatas 5:22.)

 

1.     Hay algo muy importante que dice en Éxodo 34:6. Nota que cuando Dios se describe a Sí mismo, “lento para la ira” es el tercer término que usa, y lo coloca antes del amor. ¿Ser lento para la ira es más importante que el amor?

 

1.     Mientras consideras el contexto, ¿De qué manera es Dios lento para la ira? ¿De qué manera es Él paciente? (Todas estas descripciones parecen estar en el contexto de lidiar con los seres humanos sobre nuestro problema de pecado. De esta forma, lento para la ira significa lento para la ira sobre nuestros pecados.)

 

a.     ¿Qué ves de beneficioso en esto? (si estamos hablando sobre mis pecados (como opuesto a los tuyos), entonces yo aprecio que Dios no me dicipline (o me destruya) ya mismo. Darme un respiro es algo que aprecio grandemente.)

 

1.     Francamente, yo estaba menos preocupado en que Dios te dé un respiro sobre tus pecados. Si Dios muestra paciencia hacia tus pecados, ¿Se me pide también a mí que muestre paciencia por tus pecados?

 

a.     ¿Debería considerar una virtud ser resignado (¡sufrir mucho!)a causa de mis pecados?

 

1.     Todos entendemos por qué Dios muestra paciencia con nosotros cuando pecamos. Pero, ¿por qué debería hacerlo? ¿qué objeto tiene esperar? (Si vemos nuestro texto de Éxodo, lo que le sigue al pecado es el castigo. Así, parece que Dios es paciente en la esperanza de que nos volveremos de nuestros pecados y escaparemos al castigo.)

 

1.     lee Joel 2:13 y 2 Pedro 3:8-9. ¿Por qué Pedro sugiere que deberíamos volvernos de nuestros pecados? (La idea es que Dios no está esperando ansioso para “decapitarnos.” Él no está frotándose las manos con alegría esperando destrozarnos. Todo lo contrario, Dios nos está dando tiempo para volvernos a Él arrepintiéndonos y escapando del castigo. Dios se está tomando Su tiempo con la esperanza de que te vuelvas a Él.)

 

I.     Tu y La Paciencia

 

A.     Dios es paciente con nosotros. ¡Fabuloso!, así que, ¿Qué razón tenemos para ser paciente con otros? (Lee Mateo 18:32-33. Si no conoces esta historia, lee Mateo 18:23-35. En un nivel muy básico, si Dios muestra paciencia con nosotros para permitirnos volvernos de nuestros pecados, entonces nosotros tenemos la obligación de darle esa misma oportunidad a otros.)

 

1.     Piensa en esto un minuto. ¿Qué clase de pecados te ha perdonado Dios? Compara tus pecados con los pecados de aquellos que prueban tu paciencia

 

1.     ¿Se aplica este requerimiento a los padres que tienen que manejar a sus hijos? ¿Y con los hijos que se relacionan con sus padres?

 

A.     Lee Romanos 15:5. ¿Qué razón nos da este texto para ser pacientes (mostrar resistencia) con nuestros hermanos cristianos? (la unidad. Tener firmeza ayuda a promover la unidad.)

 

1.     ¿Alguna vez has conocido a alguien que es determinado para mostrar los pecados de otros?

 

1.     ¿te gusta cuando un hermano de iglesia señala tus pecados? (Se sugiere el ejercicio del juicio pero, la dirección clara es que nuestro Dios muestra paciencia (resistencia) con nosotros y que necesitamos mostrar esa misma paciencia con nuestros hermanos de iglesia. Una actitud de paciencia promueve unidad en la iglesia.)

 

A.     Lee Efesios 4:1-3. Pablo refuerza lo que acabamos de aprender: que nuestro objetivo de unidad en la iglesia es promovido al ser pacientes y “soportarnos unos a otros en amor.” Sin embargo, Pablo agrega una nueva idea. El escribe sobre ser humilde y amable. ¿Qué tienen que ver la humildad y la amabilidad con la paciencia?

 

1.     ¿Cuántos cristianos “corrigen” a otros miembros de iglesia a causa del orgullo y la falta de amabilidad?

 

1.     Piensa en la última vez que escuchaste a un miembro de iglesia (como opuesto al pastor o a un oficial elegido por la iglesia) criticar a otro miembro. ¿Fue por un asunto discutible en el cual el “crítico” (debido a su orgullo) estaba seguro de que tenía razón?

 

A.     Lee Romanos 14:1-4. ¿Qué oportunidades encontramos aquí para condenar a otro miembro de iglesia? (Primero, el vegetariano (que quería evitar comer carne, hizo una ofrenda a dioses paganos) no debería condenar a aquellos que no ven el asunto de la misma manera. Segundo, aquellos que piensan que los vegetarianos son tontos, no deberían condenarlos.)

 

1.     ¿Qué? ¿No hay criterios? ¿Qué tal mantener los criterios? (Nota que el tema es “discutible.” Sin embargo, asegúrate de que tu orgullo no haya transformado un asunto discutible en un criterio.)

 

1.     ¿De qué manera sugiere Pablo que deberíamos manejar esta clase de debates sobre asuntos discutibles? (Lee Romanos 14:22-23. Deberíamos guardar estas cosas para nosotros mismos. Deberíamos mostrar paciencia en vez de condenación, hacia aquellos que no creen lo que nosotros creemos. Al mismo tiempo, si creemos que algo es pecado, necesitamos seguir nuestra conciencia.)

 

I.     Carácter y Paciencia

 

A.     Lee Santiago 1:2-4. La Nueva Versión Internacional traduce la última palabra del versículo 3 como “firmeza.” Otras traducciones leen “paciencia,” “perseverancia” o “resistencia.” Este es otro aspecto de la paciencia. Como ves en el contexto, ¿Qué clase de paciencia se describe? (La habilidad de esperar con fe cuando estamos pasando por dificultades.)

 

1.     Santiago nos dice que esto hace nuestra fe “madura y completa.” ¿Cómo es esto producto de la paciencia? (cuando pasamos a través de algo desagradable, si confiamos en Dios, y Él nos ve a través de eso, esto nos da confianza cuando la siguiente tentación o problema llegue. Miramos hacia atrás a lo que Dios ha hecho en el pasado y tenemos confianza de que Él estará allí para ayudarnos otra vez. Esta clase de fe nos da una actitud madura.)

 

A.     Veamos nuevamente como deberíamos aplicar estas lecciones espirituales a las realidades de nuestra vida. Cuando conduces tu auto, ¿Eres paciente? ¿Deberíamos serlo? ¿Están perdiendo su tiempo los otros conductores y no se involucra ningún asunto espiritual?

 

1.     ¿Cuáles son las razones de por qué los otros conductores están demorándote? (Un conductor que solo está en el carril rápido sin rebasarme, pero demorándome, es no solo egoísta, sino desconsiderado o ignorante de las reglas de transito. Esto suena muy parecido al pecado. ¡De hecho estoy seguro que debe ser pecado!)

 

a.     ¿Qué clase de actitud decidimos que deberíamos tener hacia los otros pecadores? (De la misma manera en que Dios es paciente al tratar con nuestros pecados, nosotros deberíamos ser pacientes con otros.)

 

A.     ¿qué hay de tu trabajo? ¿Estás impaciente por un ascenso? ¿sientes que deberían haberte dado más responsabilidad, más dinero y más autoridad?

 

1.     Lee otra vez Santiago 1:3-4 ¿Provee este texto algún consejo que te ayude sobre el ascenso? 1:3-4. (Sugiere que tal vez no estamos listos para un ascenso ahora mismo, y que la paciencia en nuestro puesto actual mejorará nuestras habilidades y nos ayudará a ser más maduros y completos.)

 

A.     ¿Qué hay de la paciencia mientras esperamos en línea? ¿Es esperar en línea una completa pérdida de tiempo? (Aquí está el secreto para que nunca tengas que esperar en línea nuevamente – usa el tiempo para orar y contemplar la voluntad de Dios para tu vida. Sospecho que la mayoría de la gente no pasa suficiente tiempo orando. Tu puedes negociar este tiempo perdido y a veces frustrante para que sea un tiempo productivo con Dios.)

 

A.     ¿Qué hay de la paciencia en esperar que Jesús regrese y nos lleve al cielo? (Lee Mateo 24:45-46. Jesús nos dice que deberíamos llenar este tiempo de espera haciendo la tarea que Él nos ha dado. Si nos enfocamos en la tarea, en vez de hacerlo en la espera, parecerá que no estamos esperando.)

 

A.     Amigo, ¿te sientes impaciente? ¿Por qué no resolver hacer esto: llena tu tiempo con trabajo productivo. Se generoso cuando se trate de la lentitud de los otros porque Dios ha sido generoso contigo cuando has sido lento en hacer Su voluntad. ¿Decidirás buscar hoy la ayuda del Espíritu Santo para ser más paciente?

 

I.           La semana Próxima: El Fruto del Espíritu es benignidad.