<--

Lección 12 Unidos en Cristo

(Romanos 6)

     Copr. 2007, Bruce N. Cameron, J.D. Todas las referencias de las escrituras son de la Nueva Versión Internacional. (NVI), copr. 1973, 1978, 1984 Sociedad Bíblica Internacional, al menos que se mencione de otra manera. Las citas de la NVI son usadas con autorización de Publicadores de la Biblia Zondervan. Las respuestas sugeridas se encuentran entre paréntesis. Si usted normalmente recibe esta lección por e-mail, pero se ha perdido una semana, puede encontrarla haciendo clic en el siguiente link:.

 

Introducción: Veamos por un momento lo que hemos aprendido desde hacen dos semanas. Jesús vino como un segundo Adán. Tuvo éxito donde Adán falló. Así como fuimos arrojados en el pecado por Adán, de la misma manera somos arrojados en la justicia por Jesús – si queremos. Podemos elegir ser incorporados en el bautismo, vida sin pecado, muerte y resurrección de Jesús al ser bautizados. ¿Vamos entendiendo esto juntos hasta ahora? La semana pasada comenzamos a considerar que es lo que sigue: vivir una vida de acuerdo a nuestra naturaleza espiritual, no humana. Continuemos explorando lo que significa estar unidos a Jesús en nuestra vida. ¿Listo? ¡Sumerjámonos en nuestras Biblias!

 


I.      Vida Nueva

 

A.      Lee Romanos 6:3-4. ¿Qué cosa nueva dice Pablo que podemos tener? (Una vida nueva.)

 

1.      ¿Te gustan las cosas nuevas? Tengo un amigo que solía decirme, “me gustan mis nuevos juguetes.” No es así como yo veo la vida. “como nuevo,” “renovado,” “redecorado,” “con algún rasguño y marca,” “segunda mano” son mis “marcas preferidas.” Para mí, parte de la alegría de poseer algo es pagar menos.

 

1.      ¿Cuál es el problema con los juguetes usados? (Tu heredas los problemas de alguien más.)

 

1.      Si estás leyendo esto, tienes una vida “usada.” (con optimismo, no calificas como “con algún rasguño o marca.”) ¿Qué es lo atractivo de la “vida nueva” ofrecida por Jesús? (Las cosas de las que te arrepientes, esos problemas que creaste son parte de tu vida vieja.)

 

a.      ¿Es realmente posible dejar la vida vieja atrás o es una idea irreal?

 

A.      Lee Romanos 6:5-7. ¿Cómo describe Pablo nuestra nueva vida? ¿Borra esta nueva vida completamente la vida vieja? (La Biblia dice que el “cuerpo de pecado” ha “perdido su poder” y “no somos más esclavos del pecado.” La memoria y la conciencia de pecados pasados puede estar ahí, pero el pecado, al menos el predominio del pecado, es pasado.)

 

1.      ¿Sería mejor olvidar completamente nuestros pecados pasados? (¡Para algunas personas, quemarse por el pecado es una ayuda importante para una conducta futura!)

 

A.      Lee Romanos 6:8-11. ¿Cuando comienza nuestra nueva vida? ¿Es en el futuro o es algo que podemos obtener ya mismo? (“Considérense” significa ponerlo en práctica ahora. Esta vida nueva es algo que podemos tener ahora.)

 

I.      Viviendo la Nueva Vida

 

A.      Lee Romanos 6:12-13. Una vez que soy nuevo, cuando mi vida depende de Jesús, ¿es el problema del pecado, o el predominio del pecado, una cosa del pasado? (Todavía tenemos que tomar la decisión de “no permitir que el pecado reine en nosotros.”)

 

1.      ¿Qué significa “ofrecernos” a Dios en vez de al pecado? (Primero, tenemos una decisión conciente que tomar – y necesitamos tomarla todo el tiempo. Esa decisión es elegir la justicia en lugar de la maldad. Segundo, la palabra “ofrecernos” parece significar estar disponible, ser voluntario. Nos decidimos por la justicia, pero permitimos que Dios tome la decisión de cómo somos usados.)

 

A.      lee Romanos 6:14. Si has tenido un repentino sentimiento de ansiedad sobre la idea de darle tu vida a Dios para que Él la dirija y para que tome las decisiones importantes, ¿Que sugiere este texto? (Sugiere que nuestra decisión es elegir continuamente de que lado estamos. De esta manera si elegimos el egoísmo no somos nosotros el maestro – el pecado es el maestro.)

 

1.      ¿Puedes recordar (tal vez memoria de corto plazo es todo lo se necesita) cuando eras adicto al pecado? (Si la respuesta es “si,” entonces la conclusión razonable es que tenemos más posibilidades de elegir cuando elegimos la justicia.)

 

A.      Romanos 6:14 dice algo muy interesante. Dice que el pecado no es nuestro maestro porque estamos bajo la gracia y no bajo la ley. Tratemos de parafrasear esto: Tú no tendrás que preocuparte más por los accidentes de tránsito o lesiones en un accidente de tránsito porque hemos abolido todas las leyes de tráfico. No más limites de velocidad. No más detenciones molestas por los semáforos o señales de stop. Es tu elección de que lado de la autopista conducir. ¿Tendría esto algún sentido para ti? (Creo que “No conforme a la ley” significa un par de cosas. Primero, significa “no estar bajo la condenación de la ley.” La gracia nos ha hecho libres de la condenación de la ley. Segundo, significa que guardar la ley no es la manera de buscar la salvación. La gracia es nuestro nuevo camino de salvación.)

 

1.      Lee las palabras de Jesús en Mateo 5:17-19. ¿Qué dice Jesús de Su rol y la ley? (¡Si piensas que te voy a enseñar a romper uno de los mandamientos, no estás leyendo este texto cuidadosamente!)

 

1.      Lee Gálatas 3:10-11. ¿De que manera dice Pablo aquí que nosotros no estamos bajo la ley? (No estamos dependiendo de la ley para ser justos delante de Dios.)

 

A.      Lee Efesios 4:22-24. ¿Qué nueva parte de nuestro nuevo ser se menciona aquí? (Una nueva actitud.)

 

1.      Aquellos de ustedes que han estado leyendo estas lecciones por años saben que me gusta referirme a la “justicia por actitud.” ¿Qué crees que significa esta “nueva actitud”? (Tu amas a Dios. Estás agradecido a Dios. Quieres agradarlo. Por experiencia sé que es duro dejar de querer agradarte a ti mismo, es aún más difícil ser honesto sobre lo que le agrada a Dios y lo que te agrada a ti. Pero, si decides por el poder del Espíritu Santo desarrollar esta actitud, estás en el camino correcto.)

 

A.      Lee Romanos 6:15-18. ¿Qué le dice esto a los cristianos que discuten que la ley ha sido anulada y que podemos hacer lo que queramos porque estamos bajo la gracia? (Nos dice claramente que el pecado no es una opción – aún para aquellos que están bajo la gracia. La razón de por qué no deberíamos (no podemos) elegir el pecado es porque nos convertiremos en esclavo de el. Como mencionábamos anteriormente, quien ha sido adicto al pecado (probablemente todos nosotros) sabe precisamente de lo que está hablando este texto.)

 

A.      Lee Romanos 6:19. ¿Qué ánimo encontramos en este versículo? (Pablo confiesa que somos débiles. ¡Cómo me gusta saber que otras personas son débiles – y no solo yo!)

 

1.      ¿Cuál sugiere Pablo que es la cura para la debilidad humana? (No confiar en nuestra “naturaleza humana.” El sugiere que busquemos el Espíritu Santo para tener poder (contra el pecado) más allá de nuestra propia naturaleza.)

 

A.      Lee Romanos 6:20-21. Sé honesto, cuando eras adicto al pecado, ¿Qué beneficio cosechabas? ¿Cómo funcionaba? (No hay duda de que el pecado tiene su atractivo. Pero el resultado es un accidente ferroviarios. Si tu pecado no resultó en destrozos, agradécele a Dios por Su misericordia contigo y piensa cómo hubiera resultado si Satanás conseguía contigo lo que buscaba.)

 

1.      Aunque Pablo nos desafía a considerar el resultado de nuestros pecados aquí, también dirige nuestra atención al hecho de que el destino del tren del pecado es muerte eterna.

 

a.      Considerando todo esto, ¿Cuán tontos tenemos que ser para elegir el pecado?

 

A.      Lee Romanos 6:22. ¿A dónde nos guía una vida unida a Jesús? (¡A la santidad y la vida eterna!)

 

1.      Cuando el versículo dice “guía a la santidad” ¿Qué sugiere esto sobre las veces que resbalamos y caemos en los viejos hábitos? (Estamos en un camino. Si tenemos la actitud correcta, si le pedimos al Espíritu Santo que nos guíe, si elegimos estar unidos a Jesús, seguiremos caminando hacia la santidad. Pueden ser tres pasos hacia adelante y un paso hacia atrás, pero nos estamos moviendo hacia la santidad.)

 

A.      Lee Romanos 6:23. ¿Qué es lo que está en nosotros poder ganar y que es lo que no está en nosotros poder ganar? (Podemos ganar la muerte. La vida eterna es un regalo.)

 

A.      Amigo, ¿Estás viviendo una vida nueva ahora? ¿Tienes una actitud que desea agradar a Dios? ¿Quieres vivir una vida dirigida por el Espíritu Santo? ¿Quieres dejar el sentimiento sucio de tu adicción al pecado? ¿Confesarás tus pecados a Dios ahora y le pedirás que te ayude hoy a entrar en una nueva vida?

 

I.               La Semana Próxima: La Expiación y La Armonía Universal.