<--

Lección 10  La Expiación en la Cruz  

(Mateo 26 & 27)

     Copr. 2007, Bruce N. Cameron, J.D. Todas las referencias de las escrituras son de la Nueva Versión Internacional. (NVI), copr. 1973, 1978, 1984 Sociedad Bíblica Internacional, al menos que se mencione  de otra manera. Las citas de la NVI son usadas con autorización de Publicadores de la Biblia Zondervan. Las respuestas sugeridas se encuentran entre paréntesis. Si usted normalmente recibe esta lección por e-mail, pero se ha perdido una semana, puede encontrarla haciendo clic en el siguiente link:.

Ore para que el Espíritu Santo guíe su mente mientras estudia.

 

 

Introducción: ¿Alguna vez has considerado comprometerte con un pecado muy serio? Si es así, pesaste las consecuencias: ¿serías descubierto? ¿Cuán serio sería el castigo? Aún si no fueras descubierto, ¿Cómo te afectaría a ti? Recuerdo que un amigo decía (sobre un pecado serio) “si lo hago Dios me perdonará.” Cuando del pecado se trata, nuestra primera preocupación es como nos afectará. Esta semana vemos como nuestros pecados afectaron a Jesús. Dios pagó un precio terrible por nuestros pecados. ¡Introduzcámonos en nuestro estudio de la Biblia y miremos de cerca y personalmente lo que nuestro pecado le hizo a nuestro amante salvador!

 


I.       Getsemaní

 

A.      Lee Mateo 26:1-2. La crucifixión era la peor forma de muerte impuesta por el gobierno. Si tuvieras que morir crucificado, ¿Te gustaría saberlo de antemano?  ¿Por qué si o por qué no? (Recuerdo a mi madre diciéndome “cuando llegue tu papá te dará unas nalgadas.” Contemplar mi destino no hacía que las cosas se vieran mejor.)

 

A.      Lee Mateo 26:36-38. Mira cuidadosamente las palabras dichas por Jesús. ¿Cómo describirías Su actitud mental en términos de hoy? (El está triste y turbado – profundamente perturbado – tanto que se siente abrumado al punto de morir.)

 

1.      ¿Alguna vez has sentido tanta tristeza – que pensaste que morirías?

 

1.      ¿Alguna vez te sentiste muy abrumado de miedo sobre el futuro?

 

1.      ¿Crees que esto era miedo por el dolor físico o miedo a la muerte? (Yo hubiera temido el dolor físico y la muerte, pero no creo que esto es lo que Jesús esté diciendo. Recuerda que nuestros pecados están ahora sobre Él (Gálatas 3:13; 2 Corintios 5:21). Imagina el peso de un Dios sin pecado con la carga de los pecados de toda la humanidad.)

 

A.      Lee Mateo 26:39. ¿Qué quería Jesús? (Quería evitar lo que le esperaba. Él esperaba que Dios el Padre hubiera aparecido con un “Plan B” que le permitiera escapar del creciente peso del pecado y la tortura que tenía frente a Él)

 

1.      ¿Podía Jesús haber evitado esto?) (Si. Nota que Jesús dice “que pase de mí esta copa.” Jesús no tenía que “beber” esa copa. Jesús podía haber regresado al cielo. Pudo haberse tomado un “plazo.” Pudo haber dicho “He observado a estas personas de cerca y francamente no merecen ser salvas.”)

 

1.      ¿Por qué cosa oró Jesús que es por lo que nosotros siempre deberíamos orar?  (Quiero que prevalezca la voluntad de Dios.)

 

a.      ¿Significa esto que a veces ocurran cosas terribles? (Si.)

 

A.      Lee Mateo 26:40-41. ¿Has pasado a través de terribles problemas y parece que a tus amigos no les importa? ¿Estaban más preocupados en su propia comodidad que en tus necesidades?

 

A.      Lee Mateo 26:42. ¿Está buscando una salida Jesús todavía?  ¿Qué revela esto sobre su naturaleza humana? (Vemos su lado humano, como le gustaría evitar lo que se viene, pero acepta la voluntad de Dios.)

 

A.      Jesús regresa a Pedro, Santiago y Juan, y ellos le han fallado nuevamente quedándose dormidos. Una multitud armada entra en el jardín para arrestar a Jesús. Vienen liderados por Judas. ¿Por qué Judas haría esto?  (Solamente dos razones tienen sentido: 1) Judas decidió que Jesús no era el Cristo, o 2) Judas piensa que Jesús necesita un poco de estímulo para declarar Su Reino. Jesús esta rodeado de sus amigos a quienes parece no importarles mucho, quienes no creen en Él o piensan que son más inteligentes que Él. ¡que cuadro tan triste!)

 

A.      Lee Mateo 26:50-53. ¿Por qué Jesús no llamó a doce legiones de ángeles? (Esto muestra que Jesús voluntariamente aceptó lo que le tocaba pasar.)

 

1.      ¿Por qué Jesús mencionó doce legiones, como opuesto a cien legiones? (Jesús tenía doce discípulos. Uno ya había sacado una espada. Jesús señala que Él pudo haber tenido 6.000 ángeles (una legión) por cada discípulo. Él tenía una armada a Su disposición – en vez de sus débiles seguidores.)

 

A.      Cuando el enemigo se acerca, Pedro, el discípulo que anteriormente se había dormido, saca su espada (Juan 18:11) para cumplir su promesa de que el moriría antes de repudiar a Jesús (Mateo 26:33-35). ¿Ha sido fiel Pedro o no? ¿No nos reímos nosotros de la gente que dice “oraré por ti” pero no nos ofrece ni una ayuda práctica? (Lee Efesios 6:12. Jesús estaba en el medio de una horrenda batalla espiritual por el destino del mundo. Pedro pensó que la pelea era contra seres humanos, no demonios. Pedro le falló a Jesús porque el no estaba peleando a tono del conflicto - la guerra espiritual.)

 

1.      ¿Cómo sabemos cuando sacar nuestra espada y cuando orar?

 

A.      Lee Mateo 26:54. ¿Era realmente la voluntad de Dios que Su Hijo fuera torturado y crucificado? ¿Pudo haber dicho Jesús razonablemente, “Mi Padre en los cielos es un Dios amante, nunca sería Su voluntad que yo sea torturado y mucho menos asesinado”? (Después de nuestras tres últimas lecciones donde vimos de que manera el servicio del santuario profetizaba como moriría Jesús por nuestros pecados, podemos ver la “pintura completa.” Cuando nos suceden cosas malas necesitamos tener confianza que Dios tiene la “pintura completa” en mente y que necesitamos simplemente confiar en Él.)

 

I.      Humillación

 

A.      Lee Mateo 26:55-56. ¿Por qué Jesús se preocuparía por la forma en como lo arrestaran? (Este es el comienzo de la humillación. El era un maestro respetado, no un ladrón peligroso o  un asesino.)

 

1.      ¿Qué pasó con la promesa (Mateo 26:35) que todos los discípulos hicieron de que morirían antes de negarlo?

 

1.      ¿Cuál es el resultado? (Jesús va solo a una terrible batalla.)

 

A.      Lee Mateo 26:63 y Mateo 27:37. ¿Cuál es el cargo oficial contra Jesús? (Que Él es el Mesías, el Rey de los judíos, el Hijo de Dios.)

 

A.      Lee Mateo 26:64-65. Ponte en lugar de Jesús. El Sumo Sacerdote, un hombre de alta alcurnia social, te llama públicamente mentiroso por decir que eres el Mesías. ¿Cómo reaccionarías?

 

A.      Lee Mateo 26:66-68. ¿Cómo trata la multitud a Jesús cuando El afirma que es Dios? (Ellos lo escupen en la cara, lo golpean con los puños y le abofetean el rostro.)

 

1.      ¿Que es lo que la multitud pone de manifiesto cuando le dicen, “Profetízanos, Cristo, ¿Quién te golpeó?” (Ellos se están mofando de la afirmación de Jesús de que Él es Dios.)

 

1.      Si eres merecedor de respeto, si has logrado ciertas cosas en tu vida, ¿Cómo reaccionas con la gente que niega esas cosas en un esfuerzo por hacerte quedar mal?

 

a.      ¿Y si la gente que hace las denuncias son gente verdaderamente de bajo nivel?

 

A.      Lee Mateo 27:27-29. Imagínate parado desnudo ante aquellos que se ríen de ti. ¿Cuál es el propósito de la túnica, la corona y el cayado? (Todos estos elementos son para reírse de la aseveración de Jesús de ser Dios.)

 

A.      Lee Mateo 27:30-31.  ¿Cómo reaccionas al ser golpeado en la cabeza?  ¿Te imaginas ser golpeado en la cabeza con un palo de madera cuando tu cabeza está cubierta con espinas?

 

A.      Considera el aspecto psicológico. Estas personas están siendo inspiradas por Satanás para hacer esto. ¿Duda acaso Satanás de quién es Jesús? (No.)

 

1.      Así que, ¿Cuál es el punto? (¿Recuerdas dos semanas atrás (lección 8) cuando discutimos la primera tentación de Satanás a Jesús en el desierto?  Decidimos que el tema fundamental era el orgullo y la confianza en Dios. Nosotros recordamos que estas fueron las mismas tentaciones presentadas a Eva. Esta es la forma más extrema de tentación “Si eres el Hijo De Dios.”)

 

1.      ¿Cómo puede ser una tentación o un pecado para Jesús probar que El es Dios? (Jesús usaría Su poder divino para probar la verdad -, Él fallaría en confiar en Dios.)

 

1.      ¿Cómo te sientes cuando luchas con el pecado? ¿Cómo te sientes cuando fallas? Imagina sentir la suciedad del pecado de toda la humanidad al mismo tiempo cuando la gente niega tu verdadera naturaleza mientras te lastiman, te torturan y se ríen de ti.

 

1.      Olvida los momentos en que merecías sentir vergüenza. ¿Alguna vez has tenido una tentación remotamente parecida a esta? Si es así, ¿pensaste que hiciste lo correcto defendiéndote a ti mismo?

 

A.      Jesús es clavado en la cruz y la base de la cruz es arrojada bruscamente en un agujero. Lee Mateo  27:39-43. “Si de veras lo ama.” Con el peso del pecado de la humanidad, ¿Sabía Jesús si Su Padre lo amaba? ¿Puede la tentación de desconfiar en Dios llegar más lejos?  (Lee Mateo 27:46. Se siente como si Dios lo hubiera abandonado. Pero, Jesús aún no invoca Su propio poder.  Una nota al márgen: esto muestra la verdad de la Biblia. Desde el principio al fin tenemos la sugerencia de Satanás de que no deberíamos confiar en Dios. Si un ser humano estuviera escribiendo simplemente una historia compasiva, se enfocaría en el dolor físico que Jesús sufrió.)

 

A.      Lee Juan 19:30. ¿Qué cosa se había cumplido? (La batalla. Jesús había venido como el segundo Adán y vivió una vida perfecta y murió por nuestros pecados. Nosotros morimos con Él y en esto (y la posterior resurrección) Satanás y sus demonios fueron condenados.)

 

A.      Amigo, cuando eres tentado a pecar piensa en la terrible experiencia que nuestros pecados le infligieron a Jesús. Piensa en como Satanás humilló a Jesús y como, aún condenado y derrotado, le gustaría usar tus pecados para humillarte y condenarte a ti. ¿Decidirás hoy nunca jamás tratar al pecado livianamente?

 

I.      La Semana Próxima: Beneficios del Sacrificio Expiatorio de Cristo.